aca

La Extracción irracional de musgo, motiva tanto la disminución del agua como la erosión de los suelos, además de afectar el equilibrio natural de bosques y páramos. El musgo es un excelente regulador hídrico, retiene el agua en invierno y la libera en época de sequía, coloniza suelos estériles generando nuevas zonas de vida, sirve de hábitat a microorganismos que aportan materia orgánica al suelo. 



Comparte: